Varios factores son los que hacen que a las mujeres se nos caiga el pecho. La principal y más devastadora es el embarazo y posterior post-parto. Pero también es importante tener en cuenta las subidas y bajadas de peso, el paso del tiempo o, simplemente, el hecho de tener una buena talla.

El uso incorrecto del sujetador también propicia que, a largo plazo, nuestros pechos se vean más caídos de lo que quisiéramos. Tengamos en cuenta que la piel de esta zona es muy delicada y debemos cuidarla al máximo.

En este post te contamos cómo, en la medida de lo posible, podrás lucir unos pechos visiblemente más firmes.


Haz ejercicio


Ya lo hemos comentado en más de un post. El ejercicio y, en general, un estilo de vida saludable no solo te aportará firmeza en los senos, sino que reafirmarás todo el cuerpo en general y te verás más esbelta.

Podemos fortalecer esta zona haciendo las clásicas flexiones o press de pecho en banca, incluso podemos utilizar discos, mancuernas o barra tumbadas boca arriba y realizar repeticiones flexionando los brazos formando un ángulo de 90 grados y volviéndolos a estirar. Siempre manteniendo el pecho firme, el abdomen apretado y la espalda bien apoyada en el banco, suelo o step.


Aplica frío


El frío activa nuestra circulación sanguínea. Es más, las bajas temperaturas hacen que nuestro cuerpo se vea obligado a trabajar. ¿Cómo? Adaptando su temperatura a la del entorno. En este caso, al agua fría o al hielo.

La hieloterapia ayuda a desintoxicar el cuerpo, al mismo tiempo que reafirma los tejidos de la piel, actuando como un lifting natural sobre nuestra epidermis. No nos ayuda a bajar de tallas, pero ayuda a tonificar las zonas de nuestro cuerpo allí por donde pasamos. Tan solo tienes que recordar la sensación que te da cuando te bañas o te duchas en agua muy fría.

Puedes aplicarte hielo o, simplemente, tomarte en serio eso de ducharte con agua fría todos los días (aunque es complicado, no a todo el mundo le gusta esto).

Un buen truco sería empezar tu ducha con agua tibia e ir enfriando, muy poquito a poco, el chorro de la ducha. Así el cuerpo se va acostumbrando.

Evitando las estrías


Las estrías aparecen cuando la piel se estira demasiado y, en poco tiempo, vuelve a encoger. Es el caso de las pérdidas de peso en pocas semanas o los partos. La piel necesita un proceso de adaptación. De lo contrario, se forman esas grietas que conocemos como estrías.

Esto ocurre tras el embarazo, pero también cuando bajamos de peso bruscamente.

Lociones que contengan rosa mosqueta pueden venirte de lujo.

Loción reafirmante de senos

Encuentra la loción reafirmante que mejor funcione en tus senos. En el mercado puedes encontrar la que más se adapte a ti. Se trata de tratamientos específicos que nos ayudan a remodelar, realzar y reafirmar nuestros senos y, depende de cuál elijas, puede contener más o menos activos naturales.

Reafirmar los senos con una loción natural sería perfecto, ¿verdad?

En nuestra tienda tenemos disponible la loción Body 10 Push Up Senos, que ayudará a reafirmar la piel de tus pechos y que contiene activos 100% naturales.


GuardarGuardar